• Dom. Dic 4th, 2022

SPU exige a la legislatura que haga su parte para terminar con la quiebra y restaurar el gobierno propio

Sep 29, 2021

San Juan, PR – Servidores Públicos Unidos de Puerto Rico, Concilio 95 AFSCME depuso hoy en la Cámara de Representantes en apoyo al PC 1003 “Ley para ponerle fin a la quiebra de Puerto Rico” planteando que este proyecto es una vía para salir de la Ley Promesa, permite implementar un plan de ajuste viable, aunque no perfecto y ofrece una oportunidad significativa para restaurar cualquier reducción de las prestaciones de las pensiones, de modo que los jubilados no se vean perjudicados por las reducciones incluidas en el Plan de Ajuste.

“Es hora de ponerle fin a la bancarrota y comenzar el proceso de restauración del autogobierno.  Eso no sucederá a menos que se confirme un Plan de Ajuste bajo el proceso PROMESA. Este proyecto es un paso necesario en ese proceso. No podemos permitirnos prolongar más a PROMESA.  Las peleas inefectivas en los foros judiciales pueden servir de propaganda pero, esas luchas no sirven al interés de los trabajadores y los ciudadanos. El proyecto de ley presentado ante la Comisión de Hacienda provee para el financiamiento de la deuda ajustada. Aunque el servicio de la deuda seguirá siendo sustancial, y habríamos preferido que fuera menor, tenemos la esperanza de que sea asequible, especialmente al obtener nuestra parte justa de los pagos de Medicaid del gobierno federal. Nuestra unión Internacional AFSCME está trabajando incansablemente en la capital federal para ayudar a garantizar que Puerto Rico obtenga su parte justa de Medicaid y de otros fondos federales así como la aprobación de incentivos federales a la inversión en la isla” explicó Benjamín Borges, síndico y portavoz oficial de SPUPR.

Borges señaló que el Plan de Ajuste no es perfecto pero que actualmente es la mejor oportunidad para concluir la reestructuración de las deudas de nuestro gobierno. “Nos oponemos a la austeridad, las reducciones de personal y los recortes impuestos a los servicios al pueblo, han causado un daño significativo. La dotación de personal de las agencias, especialmente en funciones críticas como Corrección y Servicios a las Familias, está muy por debajo de los niveles necesarios para garantizar la salud, la seguridad y el bienestar de los habitantes de nuestra isla.  Debemos encontrar la manera de solucionar estos problemas de forma eficaz y rápida. Pero hoy estamos aquí para ofrecer nuestro apoyo al PC 1003 y al Plan de Ajuste porque tenemos que empezar a mirar hacia adelante y reconstruir nuestro gobierno y nuestra economía. También necesitamos restaurar la democracia.  El PC 1003 es un paso clave para hacer todo esto.”

Sobre el asunto de la reducción de los beneficios de las pensiones planteó que nadie quiere ver estas reducciones, pero que sin embargo, algunas reducciones serán inevitablemente parte del Plan de Ajuste y que como país debemos tener nuestro propio plan para hacerles frente.  “El proyecto  1003 contiene ese plan y nos alegra mucho los esfuerzos realizados por esta cámara para desarrollarlo. Según los términos de las reducciones de los beneficios de las pensiones negociados por el comité oficial de jubilados, las reducciones se restauran si se logran superávits fiscales.  Creemos que si tenemos éxito en lograr el financiamiento de Medicaid que buscamos, y aprovechamos el crecimiento económico que los fondos de ayuda por los huracanes y el terremoto deberían generar, tenemos una oportunidad razonable de lograr los superávits fiscales para restaurar la mayoría, si no todas, las reducciones de las prestaciones de pensiones. El proyecto bajo su consideración adopta este enfoque y creemos que merece ser apoyado” señaló.

El sindicalista estuvo acompañado de Steven Kreisberg, Asistente Especial del Presidente Internacional de AFSCME.  SPUPR representa a cerca de 12.000 trabajadores en Puerto Rico.